Pamplona Jazz realizó en Juslarocha un nuevo taller de «Música para Sentir» dirigido a personas sordas

EN ESTA OCASIÓN REALIZARON UN TALLER DE BAILES DE LINDY HOP Y MÚSICA EN DIRECTO CON LA COLABORACIÓN DE BIG KICK Y LA ASOCIACIÓN DE PERSONAS SORDAS DE NAVARRA (ASORNA)

El pasado sábado día 18 de diciembre se realizó el taller para personas sordas dirigido por Pamplona Jazz “Música para Sentir”. En esta ocasión se realizó una clase de baile de bailes de lindy hop con músicos en directo. Con la ayuda de chalecos hápticos, las personas sordas pueden sentir el ritmo y los instrumentos en sus cuerpos. Este taller, ha sido posible gracias al apoyo de Obra Social La Caixa, Ayuntamiento de Pamplona, Woojer, Mecna, Civivox Jus la Rocha / Juslarrocha, Big Kick Pamplona y ASORNA.

La sesión comenzó con la presentación por parte de Iñaki Rodríguez del taller y las personas que lo iban a desarrollar.

Natalya Borisenko y Andrés Usatorre no quisieron perderse la sensaciones de los chalecos, y antes de comenzar su clase estuvieron probándolos.

Hilario Rodeiro fue el encargado de realizar la parte técnica con los dispositivos inalámbricos y los chalecos hápticos.

Con la parte técnica en marcha, comenzó la clase de Natalya y Andrés. Empezaron hablando sobre la historia de este baile que se popularizó en los años 30 y 40 en Estados Unidos.

Explicaron a los asistentes el ritmo básico del lindy hop al alumnado y éstos lo practicaron de forma individual.

El alumnado demostró tener un gran sentido del ritmo en cada uno de los ejercicios que se realizaron.

Más tarde probarón a bailar en parejas y el resultado fue sorprendente.

Durante esta clase las personas sordas pudieron disfrutar de un cuarteto de músicos de Pamplona Jazz en directo que interpretaron temas clásicos del repertorio del swing de artistas como Duke Ellington, Count Basie o Quincy Jones: On The Sunny Side Of the Street, Lottie, C Jam Blues, These Foolish Things o Night Train.

La clase contó con Luisa Brito al contrabajo, Paúl San Martín al piano, Hilario Rodeiro a la batería e Iñaki Rodríguez al saxo tenor.

Luisa Brito en el contrabajo
Paúl San Martín al piano
Hilario Rodeiro a la batería
Iñaki Rodríguez al saxo

Tras la clase de lindy hop, el alumnado pudo probar los instrumentos de los músicos de Pamplona Jazz. La batería fue el instrumento más demandado, aunque el contrabajo gustó mucho a las personas sordas por cómo sienten las vibraciones graves a través de la madera en su cuerpo.

Tras probar los instrumentos se realizó una demostración del baile de lindy hop por parte de Andrés Usatorre y Natalya Borisenko al ritmo de un clásico de la Orquesta de Count Basie: Moten Swing . El alumnado de ASORNA no pudo parar de moverse al compás de la música que sentían en sus chalecos.

Esta experiencia ha sido la última del año 2021 en Pamplona Jazz y en 2022 realizarán una nueva edición de «Música para Sentir».

Todas las fotos están realizadas por Paúl Arciniega.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s